Cualquiera puede ser un “sinhogar”

1
167
views

Dando mi habitual vuelta por Ads of the World me he detenido en una campaña que me ha llamado mucho la atención. Se trata de un exterior desarrollado para Matthew Talbot, una asociación cuyos servicios se dirigen a las personas sin hogar, para la cual se ha utilizado como soporte publicitario la propia calle. Tratándose precisamente de un mensaje en pro a personas que viven en las calles, creo que ha sido todo un acierto decidir desplazar la publicidad a su lugar de origen.

Sin embargo, no sólo el soporte o la forma elegida para presentar el mensaje ha sido acertado, sino también el mensaje en sí mismo. Con esta acción se busca transmitir que a cualquier persona le puede dar una vuelta la vida y acabar viviendo en la calle. De esta forma, se trata de acercar al receptor del mensaje con el propio vagabundo, humanizándolo, poniéndole nombre y contando la historia que lo ha llevado hasta esa dura situación.  Enfermedades, despidos, accidentes, divorcios, etc son algunas de las razones que explican cómo estas personas, con vidas normales y corrientes, llegan a perderlo todo y se ven obligados a dormir en el sucio y duro suelo de la ciudad.

Tres gráficas o, mejor dicho, tres historias son las que forman esta campaña

Como veis, una campaña genial realizada de forma muy sencilla. Con algún tipo de material adhesivo impreso se simula la silueta de tres personas diferentes que viven en la calle. Pero lo interesante no es esa situación actual, sino su historia, los motivos que lo han provodado. Por ello, todo su cuerpo se llena de palabras que cuentan como una persona con una situación económica normal puede terminar pidiendo en la calle.

En este caso, el fondo tiene mucho más valor que la propia forma, sin embargo, en mi opinión, ambos son de sobresaliente.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here