Todo es vendible

1
130
views

¿Soys de los que piensan que hay cosas imposibles de vender y de comunicar de forma beneficiosa? Pues prestar especial atención a la comunicación realizada por el hotel Hans Brinker, famoso por la honestidad de sus mensajes. En esta ocasión el objetivo es transmitir como sus instalaciones y su actividad, de forma accidental, resultan ecológicamente correctos.

¿Cómo puede ser posible esto? Pues tal y como describen en Brandlife las razones son…

“La compañía señala que las toallas se lavan sólo de vez en cuando. Las bombillas apenas se remplazan. El agua caliente se enfría antes de lo previsto y el sistema de aire acondicionado se regula de manera sencilla abriendo y cerrando la ventana. Grandes bazas ecológicas que han llevado al hotel a replantear su estrategia de marketing con el lanzamiento de su nuevo claim Accidently Eco-Friendly (eco-sostenibles por accidente). Es el resultado de una filosofía en la que despreocuparse por el cliente se traduce en menos emisiones de CO2 y la aportación de su granito de arena contra el cambio climático”

Podéis ver la galería de imágenes de esta campaña en Brandlife (pinchando sobre la imagen iréis viendo las distintas piezas)

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here