OpenAds

Unexpected Shopping, nueva estrategia de comunicación

Tenemos centros comerciales en cada esquina, sin exagerar. Es una barbaridad. Las grandes ciudades sobre todo, parece que nos hemos americanizado un poco en ese sentido y que solo podemos ir a pasar las tardes a grandes superficies donde podemos encontrar, ocio, tiendas, restaurantes e incluso entidades bancarias. Ha nacido una idea para mejorar la experiencia de compra en estas superficies.

La empresa europea Unibail-Rodamco lanza Unexpected Shopping, una campaña pionera de comunicación en centros comerciales. Se trata de una empresa europea de inversión inmobiliaria que ha presentado esta estrategia en cuatro centros comerciales de España: Parquesur en Madrid, Bonaire en Valencia, y en Barcelona La Maquinista y Splau; el objetivo de esta puesta en marcha es transmitir el carácter innovador y único de nuestros centros y ofrecer a los clientes una experiencia que va más allá de las compras. Se quieren englobar además espacios diseñados para disfrutar de marcas exclusivas, servicios premium, eventos exclusivos, gastronomía, actividades de ocio, todo en el mismo centro comercial.

Esta iniciativa recorrerá Europa, se pondrá en marcha en este mes en veinte centros comerciales de diferentes países, teniendo en cuenta la individualidad y el posicionamiento de cada centro de la compañía bajo el lema de “crear una experiencia de compra a través de potentes diseños visuales y gran valor creativo y técnico“; y así es. La creatividad y el valor técnico se unen en el diseño para que las personas que visitan estas superficies disfruten de experiencias únicas e inesperadas en un entorno diferente al que están acostumbrados, y por supuesto, un ambiente lúdico.

Los dos centros comerciales de Barcelona son los únicos centros de cuatro estrellas en España y se beneficiarán con ésto siendo en ellos en los que más se refuerce la estrategia. El plan de medios que respalda esta acción es muy consistente y de largo alcance, a través de inserciones en prensa, instalación de un lienzo gigante en la puerta del Sol de Madrid y en el metro de la Paça Catalunya, además de realizar acciones de buzoneo.

La inversión ha sido de 1.2 millones de euros, optimizando costes y recursos.