Si bebes no conduzcas

Hemos visto multitud de campañas publicitarias que giran en torno a la mítica y archiconocida «Si bebes no conduzcas«. Sin embargo, creo que esta que os presento a continuación y que he visto en La no convencional es la que más me ha sorprendido.

Gracias al uso de soportes móviles (coches) se trata de una publicidad con un gran número de impactos. Si a ello se une la creatividad en la forma del mensaje, podemos afirmar que la calidad en ese número de impactos también estará presente.

beberyconducir

Se aprovecha un elemento del propio soporte como son sus ruedas para simular la mirada de alguien que ha bebido. Acaba siendo una acción divertida, por lo que el público no mostrará rechazo al mensaje que se le transmite. Tal vez demasiado divertida, ¿la gente tomará en serio su significado real?

Ir arriba